GUADALAJARA 2011
“En un orgullo haber puesto al hockey otra vez en un Juego Olímpico”
Tras la victoria sobre Canadá, que le dio a la Argentina el oro panamericano y la clasificación a Londres 2012, Vivaldi, López Matías y Lucas Vila le expresaron a Clarín.com su felicidad por este logro.

Alivio. Felicidad. Las sensaciones se mezclan después de esos intensos 70 minutos. Algunos de ellos vivieron la decepción de quedarse a las puertas de un Juego Olímpico, otros se sumaron a esas ganas de tomarse revancha en su primer Juego Panamericano. Pero todos coincidieron en algo: haber logrado el oro panamericano y la clasificación a Londres 2012 representa haberse sacado un gran peso de encima.

“Peso diez kilos menos me parece. Entrenamos muchísimo para este torneo y por suerte en algún momento se nos tenía que dar, así que muy felices”, expresó Juan Martín López, debutante en un Panamericano. Matías Vila, capitán y uno de los jugadores más experimentados del plantel, se sumó a esa sensación también en charla con Clarín.com. “Es como sacarse de encima una mochila con 100 kilos de piedras de encima. Poder poner al hockey masculino argentino nuevamente en un Juego Olímpico es un orgullo y una recompensa por todo el tiempo que nos preparamos”, contó el volante de Banco Provincia.

El que también vivió de una manera muy especial este oro fue Juan Manuel Vivaldi, el arquero argentino que estuvo en aquellos Juegos de Río pero que en estos cuatro años pasó un tiempo fuera del equipo. “Después del Panamericano anterior y de la Copa América, no haber estado en el Mundial, haber vuelto… Esto para mí es impagable. Me tocó estar de adentro, hice todo lo posible por llegar bien y disfrutarlo. Y eso a veces es muy difícil por toda la presión y tensión que hay. Con los chicos hablábamos de que era difícil disfrutarlo pero hoy cuando estábamos en el himno nos mirábamos y nos decíamos “bueno, hay que disfrutarlo” porque entrenamos tanto, disfrutemos de estar acá. Un poco esto es un cierre a todo lo que trabajamos por llegar a esto”, expresó.

Lucas Vila, autor del tercer gol de esta tarde, también tuvo que vivir esa decepción de Río 2007 y fue uno de los que más soñó con esta medalla dorada. “Se me cruzaron muchas escenas después de los Panamericanos 2007 pero creo que la que más se me cruzó fue esta. Muchas veces me imaginé terminando el partido con un resultado arriba y teniendo la bocha en el corner y festejando cuando terminaba el tiempo. Eso fue lo que más me imaginé y por suerte se dio así”, contó el Colo.
“Muchas veces soñé con esto. Y más que soñar esperaba el momento en cada entrenamiento, cada cagada a palos, esperaba este día”, se sumó su hermano Matías. “Soñé muchísimo con esto. Todo lo que fue este año, esta preparación, fue pura y exclusivamente para esto y cuando uno lo cumple no sólo se siente aliviado sino muy orgulloso de todo esto”, cerró Vivaldi. Por suerte, no es un sueño. El hockey masculino volvió a estar en los más alto del continente. Y ellos lo celebran más que nadie.

Fuente: Diario Clarín – Por SABRINA FAIJA
consulta: simplementehockey
  

 

 

 

 

 

 

Vides Almonacid Funes Diseño